Síguenos en: Menu

Trump dice a la ONU que la 'dictadura socialista' de Venezuela es 'inaceptable'


NACIONES UNIDAS, ESTADOS UNIDOS
El presidente estadounidense Donald Trump incrementó el martes su ofensiva contra Venezuela, que catalogó como una dictadura socialista "inaceptable", y aseguró que ayudará a los venezolanos a restaurar la democracia.

"La situación es completamente inaceptable. No podemos quedarnos al margen y mirar", dijo Trump en su primer discurso ante la Asamblea General de la ONU, frente a unos 130 líderes mundiales.

El magnate inmobiliario llamó a la acción, aunque sin precisar cómo ni cuándo.

"Como un vecino y amigo responsable, nosotros y todos los demás tenemos una meta: ayudarles a recuperar la libertad, recuperar el país, restaurar la democracia", afirmó.

"Pido a cada país representado aquí hoy que esté preparado para hacer más para enfrentar esta crisis muy real. Pedimos la restauración total de la democracia y las libertades políticas en Venezuela", indicó.

Trump dijo que Estados Unidos "está preparado para tomar nuevas acciones" si Venezuela, bajo el socialismo desde hace 18 años, persiste en imponer "su gobierno autoritario".

Washington ya impuso sanciones contra Venezuela y en agosto Trump alertó que contempla un abanico de acciones contra Caracas, "incluida una posible opción militar si fuese necesario".

El canciller de Venezuela, Jorge Arreaza, rechazó las "amenazas" de Trump y denunció su ideología "racista" y "supremacista".

"No aceptamos amenazas del presidente Trump ni de nadie en este mundo", dijo a periodistas en la ONU Arreaza, que representa a su país en la Asamblea General.

El canciller denunció "esta teoría racista y supremacista que expone (Trump), este regreso a la Guerra Fría", y dijo que le pareció estar escuchando al expresidente estadounidense Ronald Reagan en 1982.

"Estamos muy sorprendidos, es la primera vez que (Trump) viene a la ONU y en vez de hablar de la paz en la casa de la paz (…) no hizo más que promover acciones guerreristas, que promover destrucción de determinados países y hablar y señalar a nuestra democracia", denunció el canciller venezolano, que arremetió contra el capitalismo.

"El problema en Venezuela no es que el socialismo ha sido mal implementado. Es que el socialismo ha sido totalmente implementado", estimó Trump.

El presidente de Estados Unidos, que se estrena en la ONU, cenó el lunes con los presidentes de Colombia, Brasil, Panamá y con la vicepresidente argentina, con quienes acordó aumentar la presión sobre el gobierno de Nicolás Maduro para garantizar elecciones democráticas en 2018, como prevé la Constitución.

La Cancillería venezolana catalogó ese encuentro como una "amenaza" a la soberanía nacional.

El presidente brasileño Michel Temer, por su parte, alertó a Venezuela que la región no tolerará a los países no democráticos.

"La situación de los derechos humanos en Venezuela sigue lamentablemente deteriorándose", dijo Temer en la ONU.

"Estamos del lado del pueblo venezolano (…). Ya no hay más espacio para alternativas a la democracia" en Sudamérica, añadió el mandatario brasileño, acusado de liderar una organización criminal en su gobierno y con la popularidad por el piso, en menos de 5%.

El presidente colombiano Juan Manuel Santos llamó por su lado a la comunidad internacional a "apoyar al pueblo venezolano en la búsqueda de una solución pacífica que los regrese al cauce del progreso, de la democracia y de la libertad".

"Nos duele Venezuela. Nos duele la destrucción paulatina de su democracia. Nos duele la persecución a la oposición política y la violación sistemática de los derechos de los venezolanos", dijo Santos en su discurso.

Tras violentas protestas contra Maduro que dejaron unos 125 muertos entre abril y julio, el gobierno venezolano y la oposición iniciaron hace unos días contactos en República Dominicana para sentar las bases de una negociación.

La oposición reclama garantías de que habrá elecciones presidenciales a fines de 2018 y la liberación de casi 600 opositores presos.

Los países invitados a la cena por Trump integran el Grupo de Lima, formado por 12 naciones latinoamericanas que en agosto condenaron la ruptura del orden democrático en Venezuela y se negaron a reconocer la Asamblea Constituyente impulsada por Maduro.

El Grupo de Lima también respalda a la Asamblea Nacional (Parlamento), de mayoría opositora, democráticamente electa.

Los cancilleres del Grupo de Lima o sus representantes mantendrán este miércoles en Nueva York su segunda reunión para evaluar la situación en Venezuela.

La reunión fue convocada por Perú y será liderada por el canciller mexicano Luis Videgaray.