Síguenos en: Menu

Proyectan una contracción económica de entre 5 y 9,5 %


El descenso del precio del petróleo junto con la falta de medidas económicas estabilizantes son las causas de la caída de la economía del país. Pronostican que las acciones se tomen a inicios del 2016.

Analistas proyectan que economía venezolana cerrará el año 2015 con una contracción de entre cinco y 9,5 por ciento. No se prevé un crecimiento económico en los años 2015 y 2016. La falta de medidas estabilizantes acelera la caída. A pesar de que la inflación alcanza índices que se aproximan a 105 por ciento, los controles y subsidios mantienen sus números.

El Fondo Monetario Internacional (FMI) calculó la caída en siete por ciento, la Cepal en 5,5 por ciento, pero Jesús Casique, economista considera que las cifras son tímidas. El director de la firma Capital Market Finance estima que la contracción económica se ubicaría entre nueve y 9,5 por ciento, una cifra que se aproxima a la planteada por Alfredo Gordon, economista, quien pronostica que alcance el ocho por ciento.

Eddy Aguirre, director de la Escuela de Economía de LUZ, plantea dos escenarios: uno en el que aumente la cotización del petróleo y la caída vaya de tres a cinco por ciento, y otro en el que se contraiga hasta siete por ciento. Este último es el que ve más probable por el contexto que se observa entre los países exportadores de petróleo.
"Estamos viendo que el precio del petróleo se está cotizando a menos de 50 por ciento en comparación con lo que tuvo en promedio el año pasado y por supuesto esto tendrá su incidencia inmediata en lo que corresponde a la actividad económica porque dependemos enormemente de esta actividad".

Gobierno culpable
Casique y Gordon coinciden en un aspecto: las políticas económicas del Gobierno son las causantes de la contracción. "La única posibilidad que existe para que haya una mejora es que haya un cambio de modelo económico. Mientras tengamos este modelo económico basado en expropiaciones, racionalizaciones y todo tipo de intervención, no va a haber una manera de mejorar", afirma Gordon.
Para Casique acciones como el "Dakazo" y las expropiaciones "destruyeron el sector comercio". No prevé un crecimiento económico para los años 2015 y 2016, al contrario; pronostica que para el año entrante la caída será de 4,5 o de cinco por ciento. La inflación, que se ubicaría para final de año en aproximadamente entre 186 y 188 por ciento, pondría en "el baúl de los recuerdos" cifras como el 103,2 por ciento, la mayor inflación que se registró durante el gobierno de Rafael Caldera en 1996.
Sostiene que las distorsiones económicas y un marco jurídico que calificó como "draconiano" acarrean fuertes caídas de inversión extranjera directa. "El Gobierno tiene una gran confusión entre inventario y acaparamiento, obviamente que esto lo que genera es una profunda incertidumbre en los empresarios y paraliza la inversión".

Previsión
Jesús Casique, economista, considera factible que para el año 2016 se efectúen acciones como una devaluación del bolívar frente al dólar pues "es insostenible el 6,30 y el 13,5"; un ajuste en el precio de la gasolina y de servicios públicos.
Expone que la solución a la crisis económica se encuentra en el establecimiento de todas estas medidas en conjunto sumado a un posible acuerdo con el Fondo Monetario Internacional. "El año 2016 es un año muy difícil para todos los venezolanos por la inacción y porque el Gobierno corrió la arruga del 2014 al 2015 y luego del 2015 corrió la arruga al 2016 por las elecciones".

Fuente: La Verdad