Síguenos en: Menu

Instan a las democracias del mundo salir en ayuda de los venezolanos


Parlamentarios, prisioneros políticos y representantes de la sociedad civil de más de 15 países instaron el viernes a los gobiernos democráticos del mundo a aplicar sanciones contra el régimen de Nicolás Maduro para tratar de recuperar la democracia en Venezuela.

En una declaración conjunta emitida en el marco del "Foro de Libertades", organizado en Miami por el International Democrat Union (IDU) y la Fundación Jarl Hjalmarson, los presentes también instaron a las fuerzas armadas del país sudamericano a dejar de usar la violencia y emplear acciones letales contra ciudadanos que solo ejercen su derecho constitucional de expresión, de asamblea y de protesta.

En el encuentro realizado este fin de semana en el Sur de Florida, estuvieron presentes representantes de Albania, Alemania, Argentina, Bielorusia, Chile, Costa Rica, Ecuador, El Salvador, USA, Georgia, Guatemala, Macedonia, Paraguay, Perú, Reino Unido, Suecia y Venezuela.

Entre los representantes del país petrolero, se encontraban Carlos Vecchio, coordinador del opositor partido Voluntad Popular que se vio obligado a salir del país para evitar su encarcelamiento; y Mitzy de Ledezma, cuyo esposo, el alcalde de Caracas, Antonio Ledezma, es actualmente uno de los prisioneros políticos del régimen de Nicolás Maduro.

Miles de venezolanos llevan cerca de seis semanas protestando la falta de democracia en el país petrolero, acciones que han despertado la ira del régimen socialista de Caracas, cuya feroz represión ha dejado un saldo de al menos 37 muertos, 500 heridos y más de 1,000 detenidos.

Los presentes en el foro argumentaron que llegó la hora de la comunidad internacional de intervenir a favor del pueblo venezolano y apelaron "a los gobiernos democráticos del mundo para que tome las medidas pertinentes sobre el fin de promover la gobernabilidad democrática en Venezuela, incluyendo sanciones directas al régimen", manifestó la declaración.

Los presentes también manifestaron su respaldo a la introducción al Senado de Estados Unidos de un proyecto de ley a favor del apoyo de la democracia en Venezuela.

Esa iniciativa – introducida esta semana por el Senador por Florida Marco Rubio y su homólogo por Maryland, Ben Cardin— pretende ampliar las sanciones individuales impuestas por Estados Unidos contra el chavismo para facilitar su aplicación contra aquellos funcionarios involucrados en desmantelar la democracia en el país.

La declaración conjunta fue emitida en el marco de los esfuerzos del Foro de Libertades por incrementar la atención del público sobre la existencia de prisioneros políticos alrededor del mundo, tras declarar que "el encarcelamiento de la oposición por parte de los gobiernos dictatoriales es el arma más autoritaria para oprimir a la sociedad".

"El número de detenciones arbitrarias y prisioneros políticos no siempre sale a la luz pública, haciendo difícil determinar el estado de deterioro de la democracia y la justicia en es estos países", determinó la agrupación.