Síguenos en: Menu

Inminencia de holdout obliga a bancos argentinos a preparar plan


Los representantes de la asociación bancaria argentina conocida como ADEBA, están trabajando en un plan de último minuto para evitar la cesación de pagos y evadir el default. Según el ministro de economía de Argentina, Axel Kicillof, las negociaciones se prolongarán hasta el miércoles. Daniel Pollack, el mediador designado por el juzgado, señaló que "los puntos que separan a las partes siguen sin resolverse." El mencionado plan contemplaría como una de sus estrategias principales comprar la acción judicial y pagar a los acreedores "holdout" que demandaron a Argentina ante los tribunales estadounidenses para recibir el pago total por los bonos que el país no abonó en 2001. A cambio de esto, los bancos pedirían a dichos acreedores que soliciten al juez de distrito Thomas Griesa que suspenda su fallo, ya que el mismo impuso un dictamen para evitar que Argentina pague a los tenedores de deuda reestructurada a menos que haga lo propio con los acreedores "holdouts".

Fuentes cercanas a la complicada coyuntura han asegurado que la propuesta de ADEBA presenta muchos detalles no esclarecidos y es, por tanto, poco firme. Los representantes del gobierno argentino buscan eludir a toda costa su segunda suspensión de pagos en 13 años. El martes estuvieron negociando con el mediador en su oficina de Nueva York durante el curso de 12 horas. El Fondo Monetario Internacional ha hecho, respecto a este problema, la advertencia de que casos similares podrían afectar la predisposición de los inversionistas a participar en reestructuraciones de deuda soberana en todo el mundo. Algunos países, alertados por la situación de Argentina, están modificando los contratos de las ofertas de bonos.

Economía Sin Secretos