Síguenos en: Menu

Exilio venezolano pide al Gobierno de EEUU frenar deportaciones


La Organización de Venezolanos Perseguidos Políticos en el Exilio (Veppex) pidió ayer al Gobierno de Estados Unidos que revise el trato migratorio que reciben los venezolanos en el país tras el aumento de detenciones registradas, como la del activista Marco Guada, miembro de la propia organización.

"Sabemos que las políticas (migratorias) del Gobierno ahora son muy estrictas, pero quisiéramos que le den una oportunidad a los venezolanos porque al regresar a su país se enfrentan a penas de muerte", dijo ayer en rueda de prensa el abogado especializado en inmigración John de la Vega.

Según Veppex, en lo que va de año se deportó a 150 venezolanos y hay un "preocupante" aumento de detenciones en aeropuertos, desde donde son enviados a centros de detención como el Broward Transitional Center o el de Krome, donde actualmente hay unos 70 venezolanos.

"En el aeropuerto son detenidos por los agentes de Inmigración cuando dicen que tienen miedo de regresar a su país", asegura De la Vega.

Tras la ausencia de una respuesta "clara" de todas las peticiones que Veppex ha hecho hasta ahora, la organización pide una reforma migratoria ante el "extremo" peligro al que se enfrentan los deportados en su país.

Una de esas peticiones es la de establecer un Estatuto de Protección Temporal (TPS), que EEUU concede a inmigrantes que proceden de países que viven un "conflicto armado", desastre natural o "condiciones extraordinarias y temporales".

"Aquí en el Doral (Florida) llegan enchufados y boliburgueses, mientras hay individuos que están trabajando y activistas por la causa del país que corren el riesgo de ser deportados", aseguró el presidente del Venezuelan American Democratic Club, Carlos Pereira.