Síguenos en: Menu

'Elecciones presidenciales anticipadas serían otro fraude'



Antonio Ledezma, exalcalde de Caracas, aseguró ayer que una elección presidencial anticipada en Venezuela presentaría "otro fraude" del gobierno de Nicolás Maduro, la víspera de recibir en nombre de la oposición venezolana el premio Sájarov a la libertad de conciencia.

"El régimen viene desarrollando una carrera, un maratón de fraudes y quiere seguir embalado a la perpetración de otro fraude, en este caso es una elección presidencial adelantada", indicó el líder opositor en la sede de la Eurocámara en Estrasburgo.

Fortalecido con un triunfo en las elecciones de alcaldes del domingo, Maduro busca su reelección en 2018 con la vía despejada tras amenazar ese mismo día a los principales partidos opositores, que no concurrieron a los comicios, con excluirlos de las presidenciales.

Estas declaraciones revelan "la catadura de Nicolás Maduro", "eso solamente lo hace un gorila, alguien que desempeña el rol de dictador", aseguró el exalcalde de la capital venezolana, para quien los comicios municipales fueron "nulos" al ser convocados por una "ilegítima" Asamblea Nacional Constituyente.

Preguntado sobre si la oposición debe participar en la presidencial de 2018 y cómo hacerlo, el político abogó primero por "una transición y que luego se convoque un proceso electoral absolutamente transparente que no dé lugar a dudas, que esté libre de sospechas".

"Un proceso electoral con un nuevo poder electoral que esté equilibrado, que esté libre de interferencias y con la presencia de observación internacional calificada", según Ledezma, para quien "en Venezuela no hay democracia, hay una narcodictadura".

Además, advirtió de los "errores" cometidos por la oposición que "desmovilizó la calle", que "no defendió la tesis del referéndum revocatorio", que "sigue metida en la trampa-jaula de un diálogo falso en el cual el gobierno se ha llevado todos los trofeos".

Tras burlar la prisión domiciliara en que se encontraba en Caracas, donde estuvo detenido desde febrero de 2015 acusado de un supuesto complot contra Maduro, Ledezma llegó a España el 18 de noviembre después de transitar por Colombia.

"Yo no me fugué, yo me liberé, me liberé de un secuestro", "no hay pruebas para justificar mi prisión", dijo el líder opositor, quien consideró que podía "ser más útil fuera de Venezuela que encerrado en cuatro paredes".

Ledezma recogerá hoy, junto a Julio Borges, presidente del Parlamento venezolano, el premio Sájarov concedido este año por la Eurocámara a la "oposición democrática venezolana", un reconocimiento, a juicio de Ledezma, a los testimonios de "coraje" del pueblo venezolano.