Síguenos en: Menu

Oposición y oficialismo en pedacitos


Agosto 21, 2015

Es preocupante lograr evaluar y distinguir como los sectores políticos sea de un lado o del otro; se encuentran dispersos, en pedacitos y minorías. Pensando ambos que son la mayoría, se pintan sobre el lienzo social con acuarelas, mientras que una tercera alternativa entre el 57,2 % de independientes electores se debate entre estos, en cuales se evidencian otros grupitos de grupitos pretendiendo ser o lograr un triunfo electoral. Este es un drama de difícil deducción para el ciudadano común.

Es entonces menester de los opinadores ofrecer un razonable y a veces discreto análisis a este juego de "metras" de diferentes colores y tamaños. Cuya base motivacional para todos en la posibilidad de ser candidato de algo o de alguien, pero serlo! Cuyas magnitudes no se miden en planteamientos políticos, sino, en oportunidades mediáticas que buscan impresionar al colectivo, en miras de no sé qué cosa. El oficialismo con 18 y la MUD con 6 % de aceptación entre los electores.

El GPP-PSUV, con su 18 % a la baja entierra en sus pasiones grupos de grupos y tendencias de tendencias. Calculadas en peculado con poder y dinero, deciden pocos los que van a la "comparsa" dejando a muchos vestidos, alborotados o execrados por los dueños del clan. En la MUD con solo 5%, es el más escalofriante acto de sectarismo, aprovechan la caída de los aliados para barrer el suelo con estos y si no, los destierran de sus espacios naturales para darle una "no muy santa" sepultura.

Por otro lado, figuras representativas se pasean por el país, promocionado actos de participación, para luego acorralarlos y venderlos como sus candidatos; dándole así una connotación de grupo electoral con nombre y apellidos o de propiedad de estos. Otros, autocalificándose de "bloque" terminan en menos y de los pedacitos les quedan solo virutas de poco valor electoral. Esto es un drama en la realidad política del país.

¿Cuál es entonces nuestra postura, cuál es la diferencia de ser un grupo o pedazo más en esta contienda electoral? Se pudiese señalar en base a dos premisas. Primero la democracia y la libertad prende de estas realidades. Por otro lado, una segunda, el ser resultado de una conducta basada en el marco de una política de nación, coherente, universal y pertinente a un pueblo que en 57,2 % de independientes clama un cambio profundo y dispuestos con el 80 % dispuesto a ir a votar.

De esta segunda postura, el MAS asume con responsabilidad el compromiso de cambio, como lo ha realizado a través de la historia política de Venezuela. La despolarización, el dialogo, la unidad y la lucha se centra en la necesidad de poner orden social en base a la reconciliación de un pueblo que no desea lo que hay y menos lo que ofrecen "tradicionales" otros, que para fines nuestros son lo mismo: parte del continuismo existente. La gran carencia de muchos de estos pedacitos radica en el objetivo colectivo de una Venezuela democrática y no de una plataforma de beneficio personal.

José Pons