Síguenos en: Menu

No mejora el enfermo


Octubre 06, 2014

Guerra económica, al contrabando, sacudón, sin embargo, el "enfermo" no mejora, la situación económica del país continúa deteriorándose. El lenguaje belicista alimenta a aquellos radicales que disfrutan echándole la culpa a factores externos, que no asumen su responsabilidad, que pretenden con una maquinaria propagandística tapar los altos niveles de inflación, de escasez que se registra en el rubro de los alimentos y en el de medicamentos, situación de extrema gravedad si tomamos en cuenta que en este momento se registra un alto número de personas afectadas con dengue y Chikungunya, que ni siquiera consigue acetaminofén, único medicamento indicado en estas dolencias. Así estamos.

El cambio en el tren gubernamental hasta ahora no ha dado resultados, porque no existe un cambio profundo en las políticas, y lo que se observa es más de lo mismo. El paralelo registra cifra record, no hay pasajes para ir al exterior, el poder adquisitivo del venezolano se deteriora día a día, la gente la está pasando mal, todo esto en un país petrolero con ingentes recursos, que recibe una cantidad considerable de divisas que bien administradas servirían para que todos tuviésemos calidad de vida, en vez de esta calamidad. El resultado del llamado diálogo, no ha arrojado una recuperación del aparato productivo, importamos casi todo lo que consumimos, el gobierno no termina de entender que su modelo económico ha fracasado, que se necesita un cambio en las reglas del juego, que los controles, la camisa de fuerza a la que está sometido el mercado impide que haya productividad, se genera empleo, haya confianza, esto último fundamental para atraer inversión y en consecuencia, se genere empleo de calidad.

Mientras esto sucede el venezolano se ha empobrecido, se incrementa el número de desempleados, cada día hay más y más hombres que se convierten en mototaxistas, calles y avenidas están repletas de paradas de estos trabajadores que bien podrían estar desempeñando otro rol, con un empleo estable, con un salario digno, vacaciones, prestaciones sociales, seguridad. Así como en otras oportunidades observamos que se incrementaba el número de buhoneros, o trabajadores informales, en la actualidad, los mototaxistas son la muestra de que las cosas no andan bien en materia de empleo. Dado que no se impulsa un cambio del modelo económico, lamentablemente la crisis sigue campante, no se admite el fracaso, por lo que el "enfermo", los venezolanos seguimos sufriendo el equivocado rumbo económico que vacía los bolsillos y deteriora la calidad de vida. "No hay peor ciego que el que no quiere ver".

Noel Álvarez
Coordinador Nacional de "Gente" Generación Independiente

@alvareznv