Síguenos en: Menu

Es oportuno el momento…


Julio 18, 2014

"El orgullo es un albañil especializado en la construcción de murallas que cuanto más nos protegen, más a la defensiva nos hacen vivir" Irene Oree.

Es indispensable que en el país se den cambios, cambios en el gobierno y en la oposición. Es frecuente encontrar serias contradicciones a lo interno entre los dirigentes de los equipos que se arrogan la conducción de los extremos en el país. Se notan serias fracturas que les hacen perder seriedad, credibilidad y no representan el sentir ni cubren las expectativas de los ciudadanos.

Un gobierno ineficiente, sin respuesta a la solución de los problemas del país, con discursos desgastados y apartados de la realidad, con peleas por el poder y en defensa de objetivos particulares con intereses muy distantes al servicio público o beneficios del pueblo, un gobierno entrampado por bandas de corruptos que reclaman cuotas de poder y escudados con un proyecto inviable fracasado sin posibilidades éxito.

La única oportunidad de mantenerse, es instalando un régimen autoritario que reprima, someta y arrodille al pueblo para satisfacción de una cúpula con bajos propósitos.

Por otra parte, una oposición fragmentada donde las parcelas luchan por convertirse en los primeros de la oposición, sin observar la necesidad de recuperar el poder para orientarlo en la recuperación del capital social, restablecer el orden constitucional, recordando que el interés colectivo debe estar por encima del interés particular.

Pareciéramos estar repartidos entre un gobierno profundamente corrupto que proclama mayoría ante triunfos dudosos y una dirigencia opositora que se define como la otra mitad muy cerca de convertirse (si no se corrigen) en frustración, en un fraude a la confianza de un pueblo que aspira ser defendido con honestidad, ética y valentía.

Es triste que parte de la oposición se declare fracasada en su decisión de dialogar con el gobierno y alivie sus dolencias sugiriendo responsabilidad de asesinatos a quienes han llamado a #LaSalida, craso error y mezquina aptitud. Existen documentos razonados y firmados por todos los grupos que componen la oposición que aclaran y señalan como responsables a quienes aplicaron la más detestable e inhumana represión contra quienes con todo derecho protestaron y protestan. Declaraciones dudosas y de escasa ética parecieran liberar de responsabilidad a los verdaderos culpables. Peor aún, algunos creyendo que el país está para chistes han contado unos muy malos, inaceptables y dejan dudas de su compromiso.

De lo que si no hay dudas es que Leopoldo López, los estudiantes, Simonovis, Ceballos, Escarano, los policías detenidos por los hechos del 11 de abril de 2002, entre otros, son presos políticos. Los demócratas están siendo perseguidos, coartados en sus derechos y bajo un constante amedrentamiento.

Es asombroso que ante el desprecio del gobierno por el dialogo, la oposición diga que el dialogo está suspendido pero no negado, mientras, dentro de la propia oposición no se dialoga. Hay proposiciones de dialogo en la oposición que se deben debatir y es necesario asumir un dialogo sincero. Debemos analizar los puntos propuestos entre otros por el Alcalde Metropolitano de Caracas Antonio Ledezma. Hay que asumir el dialogo con fuerza y honestidad, ir a Ramo Verde y plantearle por la calle del medio a Leopoldo los pro y los contra de la Constituyente, hablar con María Corina sobre algunas fallas estratégicas, es decir, debemos dialogar todos los días para curar la enferma Unidad y ofrecer un vehículo creíble integrado a la población para lograr La Salida democrática y urgente que salve al país.

Hay que ser diligentes. Así como fueron muchas veces a Panamá para elaborar las planchas de Candidatos, hay que demostrar también desprendimiento y entrega. Hay que demostrar que hay vocación de servidores públicos, y no solo interesados en servirse de lo público.

Demuestren grandeza, no existen dictadores democráticos o comunistas, dictador es dictador.

Cabe bien mencionar un párrafo de un artículo de Borjas Vilaseca (Jul-2014 El País de España), "EL VALOR DE LA HUMILDAD", y cito "Soberbios, prepotentes, sabios por naturaleza, creemos que nuestra forma de vivir es la que vale. Máscara de la vida moderna que nos engañan y dificultan la posibilidad de seguir creciendo".

Son momentos de grandeza, todos hacemos falta; hay que tener compromiso, hay que ser ético. No hay espacio para la viveza criolla, para la inconsecuencia. Todos estamos bajo observación y con la gran responsabilidad de salvar al país, la historia nos juzgara y con seguridad nos cobrara las acciones irresponsables.

Edgar Luzardo