Síguenos en: Menu

Calidad de vida


Septiembre 05, 2014

El valor más importante que tiene el ser humano como criatura de Dios, es la vida.

La vida es un Derecho Natural de primerísima calidad y ocupa la punta de la pirámide social. Por ello todas las leyes en los países civilizados velan por su protección, dándosele carácter constitucional.

Pero la vida para que tenga un valor verdadero, debe estar marcada por unas particularidades indispensables: Calidad, Libertad y Dignidad.

Una vida sin calidad carece de valor alguno: ¿De qué sirve vivir, pero estar sometido, humillado, encarcelado, hambreados y sin poder expresarse libremente, ni decidir el propio destino, el país donde se quiere vivir, la educación que se le quiera dar a los hijos, la libertad de poder viajar para conocer otras culturas, educarse, crecer intelectual y conciencialmente? ¿Puede alguien que purga 20 o 30 años encarcelado en aislamiento decir que realmente vive? Venezuela, el otrora país rico y respetado por la comunidad internacional; el que disfrutó de libertades y fue una referencia democrática, con una moneda sólida e inflación vive moderada promedio, perdió su calidad de vida. El ciudadano común vive pero sin calidad de vida, con un futuro desdibujado e incierto. Los jóvenes emigran en gran número buscando el futuro que la revolución castro-chavista-comunista les quitó. Esto es un indicativo indiscutible de que la situación del país es gravísima. Esto, además de las inmensas colas en los supermercados y abastos en busca de alimentos básicos para el mantenimiento de la familia; el no hallar insumos, medicinas, piezas de repuestos, cupos en las líneas aéreas, languideciendo bajo un régimen de control de cambio asfixiante que en ningún otro país del mundo nunca ha dado buenos resultados; con la inflación más alta del mundo y míseros salarios y el sueldo mínimo de 50 dólares al mes (En Estados Unidos ese monto se lo gana un paquetero de supermercado en 4 horas de trabajo), son evidentes señales de que en la Venezuela revolucionaria de pacotilla, no hay calidad de vida.

La degradación económica y social que hay en este país, solo se compara con Corea del Norte y Cuba: Esos tres países y ningún otro del mundo, vive en la más profunda miseria, sin calidad de vida. ¿No les llama la atención ese detalle a los revolucionarios socialistas procubanos serviles de los hermanos Castro? ¿Qué enfermedad mental es esa que prefieren hambrear a todo su pueblo y perder la soberanía nacional entregándosela a los carniceros de Fidel y Raúl Castro, que la reconciliación nacional?

¿No les da vergüenza traicionar a la patria que les dio vida, educación y progreso? ¿Se olvidaron los venezolanos pasivos, indolentes, sumisos, corruptos y vende-conciencias que "no solo de pan vive el hombre""?

El comunismo que implantó Chávez ya está comenzando a dar sus amargos frutos: Con el lavado de cerebro de la ideología cubana, el venezolano olvidó que tiene derecho a vivir una vida digna con calidad!.

Kaled Yorde