Síguenos en: Menu

Alfredo Rincon: Economía y política


Mayo 06, 2017

El colapso de la Unión Soviética y del socialismo real entre 1989 y 1991 demostró que no puede establecerse una economía exitosa sin un sector privado sólido y próspero. Hoy sólo quedan en el mundo dos sociedades fundadas en el socialismo marxista. Son los terribles casos de Cuba y Corea del Norte. En ambos países con una población mal alimentada, sin democracia política y una élite que sí disfruta de las comodidades del mundo moderno. Por ello no entendemos como un grupo de venezolanos, se empeña desde 2007 en empujarnos hacia un socialismo de ese tipo.¿Es que ese grupo cree que los venezolanos somos más trabajadores que los chinos¬? ¿Más disciplinados que los alemanes orientales? ¿Más educados que los rusos? Ellos mismos demuestran lo contrario. Además que tal rumbo viola lo señalado en nuestra constitución, es evidente que sus resultados han sido nefastos. Nuestro producto interno se ha reducido en 30% los últimos 4 años. Nuestra deuda pública, que incluye a PDVSA y la deuda con China, es hoy diez veces superior a la de 1998, con tasas de interés que la hacen mucho más onerosa aún. La producción de automóviles que fue de unos 140 mil anuales a mediados de los 90, hoy es de menos de 4 mil. El poder adquisitivo de los salarios se ha evaporado. Es el caso de médicos, maestros, etc. Los profesores universitarios titulares a dedicación exclusiva que ganábamos 3000$ en 1982, y 1000$ en 1998, hoy no ganamos 100$ mensuales. Este es el producto del desplome de nuestra moneda y de una inflación que en el 2015, 16, 17 ha roto cualquier record anterior en Venezuela.
No hay medicinas para los niños con cáncer, pero CITGO, propiedad de PDVSA, dona 500 mil $ para los gastos de toma de posesión de Trump, superando en esto a los Ford o a Google. Mientras en Venezuela la pobreza es hoy mayor que en 1998 y el hambre más aún..
Tenemos que hacer un viraje de 180º en lo económico e institucional. Reconstruir nuestros valores morales. Conformar unos poderes públicos a los que se respetensus atribuciones legales. Estimular el ahorro y la inversión nacional y extranjera, lograr un flujo de divisas entre 50 y 60 mil millones de $ a lo largo de los próximos 12 meses, remunerar mejor el factor trabajo, respetar la propiedad privada. Combatir de verdad la corrupción que hoy se ataca sólo cuando se trata de viejos o nuevos opositores. De hacerlo, lograremos una recuperación paulatina de los niveles de bienestar. De no, cada día estaremos peor. Además, tenemos los problemas urgentes del Esequibo y la Corte de la Haya para el 2018, de la entrada de Colombia en el Lago y Golfo, y hasta el riesgo de una guerra civil. De allí la responsabilidad de autoridades, como el Ejecutivo, la Asamblea, la Fiscalía, la Fuerza Armada y fundamentalmente, del Tribunal Supremo, el Consejo Nacional Electoral y la Contraloría General de la República. De su sensatez y honorabilidad dependen la paz y la recuperación económica de nuestra Venezuela.
ARTÍCULO PUBLICADO EN ''PANORAMA'' EL 27 DE ABRIL DE 2.017
COROLARIO.
Luego de publicado este artículo, el país ha quedado atónito ante el anuncio de una convocatoria a Asamblea Nacional Constituyente, con características corporativas y absolutamente fuera de la ley. Cumplo con este corolario de alertar nuevamente a las autoridades del TSJ, CNE y Fuerza Armada sobre su responsabilidad en cumplir y hacer cumplir la Constitución Nacional y demás leyes de la República. Lo anunciado por el Presidente Maduro es de tal gravedad que cualquier persona equilibrada tiene que rechazarlo. Si se desea una Asamblea Constituyente tienen que cumplirse los requisitos que la Conferencia Episcopal ha anunciado.